Capital humano

Cómo capacitar a tus empleados de manera exitosa

Los equipos exitosos son conformados por personas exitosas, personas comprometidas, personas que tienen la capacidad y saben sus funciones dentro de una organización. Es de vital importancia capacitar a tus empleados. Sin constante actualización, sin conocimiento de lo nuevo en el mercado estos tan solo pierden ventaja competitiva. Existen nuevas herramientas que pueden lograr que el trabajo de tu equipo sea más eficaz, lograr entregar algo de valor al cliente y muchas otras cuestiones.Tu empresa, compañía u organización quiere estar conformada de los mejores. Quiere un equipo que se comprometa con los objetivos, con los valores, con su filosofía, pero olvidamos hacer lo principal, transmitirlo. Un empleado no se sentirá comprometido cuando solo se le ofrece trabajo y más trabajo. La persona requiere de saber la importancia de su puesto de trabajo, saber el valor que aporta, pero sobre todo buscan crecimiento. Los que están ahora en tu equipo te siguen porque saben que algo nuevo están por aprender.

Empledos eficientes
La eficiencia es uno de los beneficios que la capacitación trae consigo.

A pesar de que sabemos la importancia de la capacitación de los empleados, regularmente no apostamos por ello. Por lo general, las empresas evitan la capacitar a sus empleados porque la consideran como un gasto. Se olvidan de actualizar a sus empleados, de ofrecerles herramientas que no solo serán útiles personalmente, sino que también aportará valor a la misma organización.

Los beneficios de la capacitación.

Sin lugar a dudas, la capacitación trae diversas ventajas para tu empresa. Como mencioné, es de vital importancia que tus empleados sepan las nuevas tendencias, prácticas y herramientas que les pueden ser útiles, que pueden servirles para resolver problemas o estar a la vanguardia antes sus competidores. Algunos de los beneficios son estos:

       1. Mejora la eficiencia.

Las actualizaciones con las tecnologías, el software, etc., sucede día con día. La ventaja competitiva en los negocios la tiene el que hace cosas nuevas, el que aporta valor de la manera en la que no muchos o incluso nadie lo hace. Tu equipo debe estar a la vanguardia de los diferentes cambios en el mercado. Una persona capacitada asegura que las estrategias se llevarán a cabo de la mejor manera posible. La eficiencia y la fuerza de las estrategias se elevará a otro nivel y como consecuencia, los estándares se elevarán.

       2. Más motivación y mejora el clima laboral.

Un equipo motivado es un equipo que sentirá más compromiso con la empresa. Cuando el empleado cuenta con la capacitación adecuada no solo aporta lo mejor de sí al momento de definir estrategias, también se siente comprometido de hacer lo mejor que sabe. La motivación del empleado reside en aprender cosas nuevas, en que se sienta importante con el trabajo que realiza. La capacitación logra que el empleado se sienta motivado e importante debido a que está creciendo profesional y personalmente.

Un equipo motivado y comprometido ayuda a mejorar el clima laboral de la empresa. La comunicación se vuelve más eficaz, la relación, el trabajo en equipo y los nuevos aportes simplemente aumentan. El equipo se vuelve unido, más capaz de ofrecer valor y de resolver problemas lo que conlleva a alcanzar el éxito.

       3. Crecimiento y competitividad profesional.

Las certificaciones de las capacitaciones de cada empleado son de mucha importancia para su mundo laboral. Es decir, aquel que cuenta con un certificado de capacitación genera una cierta ventaja antes sus competidores en el ámbito laboral. Una buena capacitación ayuda a conseguir mejores salarios, mejores puestos de trabajo, y para los reclutadores de RH es una ventaja que vale mucho. Indica que la persona ha pasado por una serie de procesos para alcanzar ser certificado.

Empleados con liderazgo
Los lideres son pieza fundamental para las grandes empresas exitosas.

       4. Formación de líderes.

El empleado capacitado desarrolla una serie de habilidades que le son útiles para crear y gestionar proyectos por sí solo. Es capaz de realizar y de proponer nuevos proyectos, así como nuevas ideas. No solo me refiero a ideas técnicas, sino que también son aportaciones en otros ámbitos que también son de ayuda para cumplir objetivos y metas organizacionales. Se cuenta con aportaciones de personas que están dispuestas a aportar algo de valor con lo que han aprendido. La importancia en este punto es que las ideas y propuestas son dadas de manera voluntaria.

Reglas para la capacitación de tus empleados.

Entonces, ¿cómo debes de capacitar a tus empleados? No existe una regla básica de cómo debes capacitarlos y que esta se dé de manera exitosa. Cada una de las empresas cuenta con necesidades específicas y diferentes. Cada organización se conforma de un equipo diferente. Sin embargo, existen unos cuantas reglas o consejos que debes considerar cuando consideres invertir en capacitar a tus empleados.

       Regla #1. La capacitación es una inversión, no un gasto.

Generalmente las empresas consideran la capacitación como un costo. Se considera parte de los gastos. Sin embargo, debemos saber que la capacitar a tus empleados no se refiere a un gasto, sino a una inversión que será redituable a largo plazo en diferente forma. Es decir, que los resultados que se obtienen de esa inversión pueden ser intangibles. Puede resultar una mejor eficacia por parte de tu equipo de trabajo, así como un nivel más alto de compromiso y manera de desempeñar su trabajo, que finalmente se convierte en beneficios para tu negocio o empresa.

       Regla #2. Disminución de errores.

El equipo o personal que está bien capacitado y conoce bien su puesto de trabajo, sus tareas es un equipo encaminado a alcanzar el éxito. Los problemas se presentan siempre, ninguna empresa está exenta de ellas, lo que hace exitoso a un equipo de trabajo es la su capacidad de respuesta. El equipo de trabajo o el empleado capacitado es capaz de crear soluciones rápidas a las problemáticas presentadas. Es capaz de diseñar estrategias con las que pueda ser eficiente. Con conocimiento en su materia sus niveles de estándares se vuelven muchos más altos. De estándares elevados, de compromiso y pasión es de lo que se conforma el éxito.

Liderazgo organizacional

       Regla #3. Involucra a gerentes y directores.

Es fundamental que los altos directivos se involucren en la capacitación de todo el equipo. Los gerentes y directores son los que controlan a los empleados, los que asignan tareas. Entonces, si los altos mandos no están capacitados para dirigir, no conocen las áreas o no cuentan con la experiencia o conocimientos necesarios para enseñar ¿cómo pretendes que tu equipo se motive? La capacitación es en conjunto. Digo en conjunto porque la solución de problemáticas debe ser en equipo.

       Regla #4. Especifica objetivos.

Es claro que cada área de la empresa pueda requerir una capacitación especial o específica. Los objetivos de la capacitación deben ser claros para los empleados. Debes aclarar el porqué de su capacitación. Puede ser para ser mejores líderes, para ser mejores en un área determinada como experto en ventas, en marketing, etc. Los objetivos de su capacitación los ayuda a entender tu finalidad y evita que su entrenamiento sea considerado como una pérdida de tiempo o recursos inútiles para su crecimiento profesional y personal.

       Regla #5. Elige calidad.

Muchos expertos ofrecen servicios de capacitación como refresh, creación de líderes, capacitación en ventas. Es importante que sepas elegir material y a expertos de calidad que ofrecen lo mejor, que proporcionen buenas herramientas. La capacitación no solo sirve para aportar algo nuevo a tu equipo y que permanezca en una libreta o en sus mentes. Lo importante y lo que tiene valor aquí es que las herramientas que se les proporcionen las apliquen. Que sepan aplicar los nuevos conocimientos no solo en lo profesional, sino también en su vida personal.

Empleados capacitados
Empleados capacitados elevan los niveles de estándares de tu empresa o negocio.

El proceso de capacitación.

Capacitar a tus empleados requiere de un proceso. La capacitación debe seguir una serie de pasos en los que se identifican variables y factores que son útiles para que se de manera exitosa. Para una capacitación exitosa requieres de desarrollar un plan y seguir los siguientes pasos:

       1. Diagnóstico.

El diagnóstico de las necesidades y situación actuales de la empresa son la base fundamental para la fijación de objetivos. Saber estas dos situaciones facilita la aplicación de la capacitación adecuada para los empleados. Por ejemplo, si se nota poca participación de los empleados o menor compromiso, una capacitación de liderazgo o una clase de motivación podrá resolver estas situaciones negativas para la empresa. Si conoces la problemática podrás conocer las soluciones.

       2. Plantear metas.

Cuando se reconocen las necesidades se pueden diseñar las estrategias y las soluciones. La capacitación tiene un fin, puede ser aplicada para mejorar el nivel de rendimiento de tu equipo, para mejorar su desempeño y entre muchos fines más. Por ello es importante que se establezcan metas que se quieren lograr. Saber qué es lo que se espera de las capacitaciones permite ver los resultados alcanzados. Permite tomar a los mejores expertos y saber hacia dónde nos dirigimos.

       3. Cursos y empleados.

Una vez definidos los puntos anteriores, es hora de buscar los cursos que ayudarán a capacitar a tus empleados. Encárgate de encontrar el programa adecuado para tu empresa y tus empleados. De igual manera debes elegir a los empleados indicados para tomar las capacitaciones. Por ejemplo, no pondrás a personal de ventas en un programa de capacitación sobre marketing. Puede funcionar, pero es claro que no es su área.

       4. Revisar logística y cronograma.

Las capacitaciones deben realizarse de manera constante, establecer fechas y realizar un cronograma ayudará a llevar un control. Los cronogramas deben realizarse cada 6 meses o cada año. Es más recomendable que sea realizado cada 6 meses por cambios que puedan surgir dentro de ella.

A su vez, la logística es importante en el tema de las capacitaciones. Para poder implementarlas se necesita de capital, eso es obvio, pero debemos saber si contamos con los recursos adecuados para implementar la capacitación o no. En ella se consideran las personas, las herramientas necesarias y el presupuesto que intervendrá para la organización y ejecución de las capacitaciones.

       5. Resultados.

Es importante observar los resultados que se obtienen después de las capacitaciones. De ello depende que las metas u objetivos que se hayan planteado se logren. Si los resultados son positivos notarás cambios en tu equipo de trabajo. Compromiso, niveles elevados de estándares, motivación, etc., son algunos de los resultados que puedes obtener. Evalúa a tus empleados y haz que expresen cómo se sienten al finalizar la capacitación.

Resultados de la capacitación
Los resultados que se obtienen demuestran lo exitoso que fue la capacitación.

Por el contrario, si los resultados son negativos es importante que se detecten los errores o los problemas por las cuales la capacitación no fue eficaz y exitosa. Puede depender de muchas cosas, como el personal inadecuado, que el programa no haya sido el adecuado o haya sido poco eficaz, entre muchas variables más. Sobre todo, es importante que logres que los resultados, las herramientas y los aprendizajes sean aplicados, de lo contrario la capacitación, el esfuerzo y la inversión no habrá valido mucho la pena.

Conclusión.

Los empleados son lo más importante en nuestra compañía, empresa o negocio. De ellos dependen que los productos o servicios se vendan, posicionarnos como los mejores en el mercado y ser exitosos. Todo lo anterior solo se puede lograr con empleados bien capacitados, con personas motivadas y apasionadas, pero sobre todo con compromiso. ¿Quieres que tus empleados lleven a tu empresa al siguiente nivel? Trátalos como quisieras que tratarán a tus clientes. Es la única clave.

Citando a Stephen R. Covey, declara lo siguiente: Puedes comprar el trabajo de las personas, pero no puedes comprar su corazón. Es ahí en donde se encuentra su lealtad y su entusiasmo. Tampoco se puede comprar su cerebro. Allí están su creatividad, su ingenio, sus recursos intelectuales.

¿Cuál es tu manera de capacitar a tus empleados? Cuéntame tus experiencias.

Si te ha gustado el artículo házmelo saber dejando un comentario, suscribiéndote o compártelo con alguien más. Te lo agradecería.

Anterior

5 fuentes de financiamiento gubernamentales para Pymes en México

Siguiente

7 fuentes de financiamiento comunes para el emprendedor

El Autor

Alberto Equihua

Alberto Equihua