Capital humano

Cómo mejorar el ambiente laboral usando la creatividad.

Si te has preguntado por qué tu equipo de trabajo no da su máximo potencial entonces puede ser que tengas que trabajar en mejorar el clima laboral de tu negocio. El clima laboral se define como el medio donde se desarrolla el trabajo cotidiano y en el que influyen factores físicos, psicológicos y sociales. Igualmente, el clima laboral influye en la productividad de tu empresa. Los dueños de negocio también consideran a los empleados creativos como un activo para el desempeño financiero de la empresa. Este enfoque pasa por alto la conexión entre la creatividad gestionada adecuadamente y las invenciones de productos y las innovaciones que impulsan las ventas y, en última instancia, el éxito del negocio.

Estoy familiarizado con el valor que las innovaciones de los empleados creativos pueden traer a los ingresos de la empresa. Gran parte del éxito de empresas como Apple, Google y Facebook está en mejorar el clima laboral de la empresa proporcionando el ambiente adecuado para los empleados. Sus esfuerzos y avances resultan en grandes productos y en última instancia en el éxito empresarial. Entonces, ¿cómo podemos mejorar el clima laboral de manera creativa? La clave es permitir que tu equipo de trabajo comprenda claramente cómo pueden alinear sus pasiones y talentos con la visión y la misión de la empresa. Esto siempre es un desafío, sobre todo cuando, como en el caso de BDI, la empresa se basa en innovaciones de diseño de productos familiares para entusiasmar a los consumidores y estimular las ventas.

GUÍA DE PRINCIPIOS.

Los siguientes son principios que utilizo para guiar a mi equipo y que puedan disfrutar los beneficios del negocio y de su mejor trabajo:

Comunicación bilateral: Dar y recibir para mejorar el clima laboral.

      TRANSPARENCIA Y COMUNICACIÓN.

En esencia, una forma transparente y abierta de comunicación que ayuda a mejorar el clima laboral se dirige a la necesidad del miembro del equipo de sentir que lo que tienes que decirle como su líder tiene valor. Es lo que hace que el equipo sienta que pertenece a la organización. El trabajo entonces se vuelve significativo porque le transmites al equipo que cada acción que realizan afecta a la empresa.

Por lo tanto, es esencial que tu equipo de trabajo discuta la filosofía, la misión y los valores de la empresa, de vez en cuando durante retiros, reuniones, etc. Para asegurarse de que todo el mundo esté alineado y se conecte con el “por qué” va a trabajar todos los días y que su única motivación no sólo sea el cheque que les pagarás en la quincena. Tener discusiones abiertas involucra a las personas y les permite compartir sus puntos de vista y perspectivas sobre cómo alcanzar los objetivos de la empresa.

La comunicación bilateral (dar y recibir) acabará por romper los obstáculos presentes en las organizaciones jerárquicas o burocráticas. Al final de todo, promueve la confianza en la interacción cotidiana entre los compañeros de trabajo, así como entre los subordinados y los supervisores. Cada uno se une más con la misión de la empresa en su mente. Existe un respeto mutuo entre todo el equipo de trabajo. Independientemente de sus jerarquías en el organigrama.  Cuando ocurre esto, es cuando los empleados no tendrán miedo de sugerir ideas para mejorar los procesos de trabajo, beneficiando así a todos en la organización a mejorar el clima laboral.

      EQUILIBRO ENTRE EL TRABAJO Y LA VIDA PERSONAL.

Tiene que haber equilibrio entre el trabajo y la vida personal de cada miembro del equipo. En general, tener ese sentido de equilibrio ayuda a mejorar el clima laboral de los empleados porque sentirán que no están pasando por alto las otras áreas de sus vidas que son más importantes para ellos. Cuando las personas cumplen sus diversas necesidades y objetivos en la vida, como los de la familia, amigos, crecimiento espiritual, crecimiento personal, etc, pueden sentirse más seguros de sí mismos y realizar mejor su trabajo.

Aparte de eso, los miembros de tu equipo de trabajo que están expuestos a más experiencias en la vida fuera del trabajo pueden usar lo que han aprendido y aplicar eso a su trabajo. En otras palabras, el equilibrio entre el trabajo y la vida personal puede promover a mejorar el clima laboral y el pensamiento “fuera de la caja”. Los empleados o los trabajadores “buenos” se definen a menudo como los que ponen su esfuerzo de tal manera que sacrifican su tiempo personal para quedar bien en su trabajo. Algunos empleados son simplemente workaholics que preferirían descuidar otros aspectos de su vida para el trabajo.

La capacitación y desarrollo ayuda a crecer, además de mejorar el clima laboral.

Los líderes de la empresa tienen la responsabilidad de demostrar que esto no es correcto, recompensando a los empleados que mantienen buenos hábitos de equilibrio entre el trabajo y la vida personal (por ejemplo, dejan el trabajo a tiempo) y todavía pueden desempeñarse bien. En este caso, la organización puede adoptar una postura firme sobre el equilibrio entre el trabajo y la vida educando al equipo de trabajo sobre los beneficios de tener ese equilibrio en sus vidas y en mejorar el clima laboral entre sus compañeros o incluso incluirlo en la declaración de la misión de la empresa.

      ENTRENAMIENTO Y DESARROLLO.

En una época en la que el cambio es más acelerado que nunca, es necesario que las organizaciones se mantengan al día con los cambios y capacitar a sus empleados en consecuencia. Por ejemplo, la tecnología está evolucionando tan rápidamente que las organizaciones utilizadas hace diez años podrían quedar obsoletas hoy en día (por ejemplo, unidades Zip, módems de acceso telefónico, etc.). La adaptación al cambio nunca fue más importante en esta era, ya que los que no lo hacen, son reemplazados. Esto aplica tanto al individuo como a la propia organización.

Un ambiente de trabajo positivo tendría capacitaciones de rutina para mejorar la eficiencia e inculcar actitudes positivas entre los empleados y en consecuencia mejorar el clima laboral de la empresa. Una organización en capacitación y desarrollo tiene un enfoque claro al capacitar a sus empleados para mantener y mejorar el ambiente laboral y la productividad de la organización en su conjunto. En esencia, hay dos tipos de habilidades que se pueden desarrollar: habilidades difíciles y habilidades blandas.

  • Habilidades difíciles: este tipo de habilidades, impactan en la productividad del trabajo directamente, por ejemplo: conocimiento de un nuevo sistema de gestión de bases de datos.
  • Habilidades blandas: se refiere a las habilidades interpersonales que podrían afectar la moral de la organización.

      RECONOCIMIENTO POR EL TRABAJO DURO.

Las recompensas son necesarias para fomentar ciertos comportamientos en las personas. Esto se conoce como refuerzo positivo bajo condicionamiento operante en el campo de la psicología. También se utiliza en la gestión del comportamiento organizacional: recompensando a los empleados que realizan esfuerzos por su trabajo, esto promoverá comportamientos similares en el futuro. Cómo emprendedor y líder de tu empresa, debes tomar en cuenta que, para mejorar el clima laboral, una recompensa aquí no tiene que ser de naturaleza monetaria. Es decir que, puedes motivar a tu personal sin aumentar el salario o darle unos cuantos billetes más.

A veces incluso un simple reconocimiento verbal por el líder del equipo es todo lo que es necesario para estimular la motivación de los miembros del equipo. Cuando el trabajo duro es recompensado apropiadamente y debidamente reconocido por los líderes de la organización, tu equipo de trabajo se sentirá naturalmente valorado por la organización, por lo que crearás una mentalidad ganadora para la organización, ya que los empleados estarán dispuestos a correr ese kilómetro adicional sin preocuparse por no obtener nada en cambio. Estarás fomentando mejorar el clima laboral en tu equipo.

Otra forma de mejorar el clima laboral en tu negocio y con tu equipo de trabajo aparte de lo monetario y el reconocimiento verbal, es celebrar las pequeñas victorias que tu equipo logra día a día. Las interacciones diarias también son un buen medio para reconocer los esfuerzos. Los líderes de equipo deberán celebrar las victorias simples cuando los miembros del equipo corren ese kilómetro extra para alcanzar la meta. Sin embargo, estos deben ser específicos y personales para que los miembros del equipo sientan que lo que hacen es tomando en serio y apreciado.

Con un buen espíritu empresarial mejorar el clima laboral es sencillo.

      FUERTE ESPÍRITU DE EQUIPO.

Como seres sociales, buscamos naturalmente el apoyo de nuestros compañeros y buscamos pertenecer a un grupo. En los tiempos difíciles, el equipo debe reunirse para hacer frente a cualquier problema que hay. Aquí es donde se evoca un sentido de unidad en el equipo y ya no sólo se sienten que están trabajando para sí mismos. Ahora están trabajando hacia algo más grande que ellos mismos, y como un equipo. En uno de los artículos anteriores mencionamos que un miembro de equipo honorable primero antepone la misión del equipo ante sus necesidades individuales. Esto habla de fomentar un fuerte espíritu empresarial y mejorar el clima laboral de tu empresa.

Inculcar un fuerte espíritu de equipo no es fácil porque implica la aceptación y tolerancia de las diferentes perspectivas y estilos de trabajo entre compañeros de equipo. Hay una necesidad para que vean que están trabajando hacia una meta común antes de que puedan mirar más allá de las diferencias. Realizar actividades que te permitan mantener un equipo empoderado y enfocado, permiten al equipo centrarse en los lados positivos de cada miembro y negar los negativos. Por ejemplo: celebrar eventos como cumpleaños para cada miembro de tu equipo, te permite mostrar exclusividad; básicamente, sea lo que sea que hagas, hazlo como un equipo.

Una trampa a tener en cuenta cuando el espíritu de equipo es alto es el fenómeno de pensar en grupo. Este fenómeno psicológico ocurre cuando la cohesión del grupo es tan fuerte que los juicios o la toma de decisiones se nublan y no se llega a ningún acuerdo. Piensa en ello, cuando el espíritu del equipo es fuerte, los miembros estarán dispuestos a apoyar cualquier decisión tomada como un equipo sin plantear objeciones. La solución es tener un miembro que desempeñe el papel de moderador durante discusiones para mejorar el clima laboral durante estas.

El liderazgo juega un papel importante en mejorar el clima laboral de la empresa.

      LIDERAZGO POSITIVO.

Actualmente la gente, ya no busca en un empleo sólo la seguridad de un sueldo. Busca poder ser reconocido y añadir valor a la organización donde labora. Como emprendedor, debes comprender que los tiempos han cambiado y que deberás desarrollar habilidades de Liderazgo si quieres mejorar el clima laboral en tu empresa. Como hemos mencionado anteriormente, si tienes un equipo feliz serán más productivos y esto se traduce en los ingresos de tu empresa y en clientes felices.

El liderazgo juega un papel importante en mejorar el clima laboral de la empresa, lo que se traducirá a un ambiente de trabajo positivo. Los buenos líderes dan un ejemplo positivo para que sus trabajadores sigan, creando una atmósfera más relajada y positiva. Los buenos líderes también fomentan las líneas abiertas de comunicación y se esfuerzan por asegurar que toda la operación se ejecute lo más suavemente posible. Uno de los autores de liderazgo que han causado gran influencia sobre es John Maxwell, entre los libros que te recomiendo están: “Desarrolle el líder que está en usted”, “Las 21 leyes de liderazgo”, “las 17 cualidades de un jugador de equipo”, “Líder de 360°”, entre otros. Igualmente te recomiendo leer a Dale Carnegie con su libro “Cómo ganar amigos e influir sobre las personas”.

En conclusión, las empresas que se han adaptado al cambio en cuanto a mejorar el ambiente laboral se refiere, son las empresas que han tenido grandes éxitos, gran crecimiento y gran retención de su equipo de trabajo. Las personas que siguen en tu empresa es porque han encontrado algo de valor en lo que tu transmites como líder. Uno de los grandes retos que tienen las nuevas empresas es que se olvidan que el liderazgo que tengan es proporcional a su equipo de trabajo.

Si tú te quejas porque tu “equipo” no da el cien por ciento de su esfuerzo, esto quiere decir que tú como líder emprendedor de tu negocio tienes que autoevaluarte o conseguir un mentor que te guíe a llevar tu negocio y tu equipo a otro nivel. Marc Zuckerberg, Bill Gates, Steve Jobs, Richard Branson, entre otros grandes líderes supieron hacer la adaptación de sus empresas a las generaciones siguientes. Es momento de tomar las riendas de tu equipo y llevarlos por el camino del éxito.

No te vayas sin antes dejarnos en los comentarios tu manera de mejorar el clima laboral en tu empresa.
Comparte el artículo en tus redes sociales. Te lo agradecería.

Anterior

5 fuentes de financiamiento para empresas innovadoras.

Siguiente

7 ideas de negocio innovadoras en internet ¿los nuevos millonarios?

El Autor

Alberto Equihua

Alberto Equihua